#432: The Holder of the Celestial Spheres

Español: El Holder de los Cuerpos Celestes

En cualquier ciudad, en cualquier país, ve a cualquier institución de salud mental o centro de reinserción social a donde puedas llegar. Entra y ver al escritorio principal. Espera a que el trabajador te atienda, y pregúntale por ver a quien se hace llamar The Holder of the Celestial Spheres. El trabajador te pedirá repetirlo, dilo otra vez. Si te dice otra cosa, discúlpate y vete, el Objeto que buscas no está allí. Ahora, cuando se te pida otra vez su nombre, pregunta por ver a La Persona Que Oye La Música. El trabajador te dará un nombre y un número de habitación. Ve allí. Habrá más de una persona allí. Mientras te acercas, comenzarán a irse. Cuando sólo quede una persona, entra.

Esta persona podría ser hombre o mujer, de cualquier raza. Podría ser joven o anciana, sana o enferma. Eso no importa, si has seguido las instrucciones correctamente, esa es la persona que buscas. Te mirará, curioso, esperando que hables. Abórdalo, pero no por el nombre que te dieron. Si usas ese nombre, se enojará y comenzará a despotricarte, hasta que los trabajadores del lugar te escolten fuera. SI eso sucede, no podrás volver a buscar este Objeto.

Tómate unos minutos y, a continuación, piensa en el nombre que te dieron. En breve, un nuevo nombre vendrá a ti, espontáneamente, como si estuviera anidado dentro del nombre que se te dio. Dirígete a la persona con este nombre. No responderá, pero se sentará, sonriendo. No hagas nada.

Pronto, oirás música sonar. Será hermosa, y te ofrecerá paz mental, o será grotesca y te llenará de ansiedad. En cualquier caso, provendrá de instrumentos que nunca habías oído antes. No prestes atención a eso, o la persona se enfadará. Simplemente escucha, deja que te impregne.

Luego de un rato, entabla una conversación. Si has permitido que la música te llene la mente, te indicará el tema. Si no lo hace, y hablas sobre el tema equivocado, la persona va a enfadarse de nuevo. Sin embargo, si eliges correctamente, participarás en una conversación agradable durante horas, hasta que sea hora de que te vayas. Al salir, la persona te entregará una muñeca Matrioska.

Si enfadaste a la persona, antes que te vayas, colapsará en su silla, sonriendo.

A partir de entonces, cualquier persona que encuentres, incluso a los que te han conocido toda su vida, se dirigirán a ti por un nombre que no es el tuyo, y pronto te encontrarás comprometido con la misma institución, ya que tus protestas serán tomadas como una señal de detrimento de tu cordura. Verás que la persona que visitaste ya no está allí; de hecho, los trabajadores insistirán que nunca ha habido alguien antes. En tu primer día, tendrás un visitante: será la persona a la que fuiste a visitar. No dirá nada, sólo te entregará una muñeca matrioska y sonreirá. Pronto, más visitantes vendrán, hasta que la habitación tendrá más gente de la que podría mantener dentro. Ellos sólo se irán cuando un Buscador venga a visitarte.

La muñeca matrioska es el Objeto 432 de 538. Los rostros en las muñecas parecen extrañamente familiares…

Una respuesta to “#432: The Holder of the Celestial Spheres”

  1. Quien me explica este holder?

¿Algo que decir? Hable ahora o calle para siempre

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: